Los 7 pilares a tener en cuenta para informar adecuadamente sobre los alérgenos

Comparte: Facebooktwittergoogle_pluslinkedin

Desde la entrada en vigor, el pasado 13 de diciembre de 2014, de la aplicación de los requisitos definidos en el Reglamento (UE) 1169/2011 se han definido una serie de guías que incluyen información sobre el citado Reglamento, recogen la lista y la descripción de los 14 alérgenos de obligada declaración, dan consejos sobre cómo informar a los consumidores, definen procedimientos para saber cómo actuar en caso de sufrir una reacción alérgica grave y recogen los 7 pilares a tener en cuenta para informar adecuadamente a los consumidores sobre los alérgenos.

Por este motivo y tras consultar alguna de estas guías como es la que publico la Comunidad de Madrid, llamada “Información sobre alérgenos en alimentos sin envasar, dirigida al sector de la restauración colectiva y al comercio minorista de alimentación” hemos decido centrar nuestra publicación de hoy en la definición de los 7 pilares fundamentales que nos aseguran el informar de forma correcta a los consumidores sobre alérgenos.

Información al consumidores

Antes de citar los 7 pilares es importante el recordar que la información sobre alérgenos se puede incluir en las cartas de los menús, en carteles o pizarras informativas, en las páginas web (si se utiliza este medio para realizar compras) e indicarla verbalmente siempre y cuando a la misma vez, utilicemos alguno de los medios indicados anteriormente.

Es importante dejar constancia de que si un establecimiento alimentario utiliza un cartel para informar a los clientes de que la información sobre alérgenos puede ser conocida preguntándole al personal, los consumidores serán responsables de su solicitud y de indicar sus requisitos dietéticos a la persona que le está informando.

Los 7 pilares a tener en cuenta para informar adecuadamente sobre los alérgenos:

1.       Si alguna persona  pregunta si un alimento contiene un ingrediente en concreto, antes de responder deberán comprobarlo y nunca hacer suposiciones.

2.       Si comercializan un alimento que contiene uno o más alérgenos, estos deberán incluirse en una tarjeta, etiqueta, cartel o en menú y deberá asegurarse de que la información esta actualizada y es exacta.

3.       Mantenga actualizada la información de los ingredientes de los alimentos preparados que utilizan (p.e. salsas, rellenos, etc.). Los ingredientes se detallan en las etiquetas o en las fichas de los productos.

4.       Al preparar alimentos confeccione un registro donde se indiquen todos los ingredientes (incluya aliños, coberturas, salsas, guarniciones y los aceites de cocina utilizados).

5.       Si modifica los ingredientes de un alimento debe actualizar el registro confeccionado y avisar al personal del establecimiento sobre los cambios producidos.

6.       Si le piden que prepare un alimento que no contenga un ingrediente en concreto, no satisfaga al consumidor a no ser que este absolutamente seguro de que ese alimento no contendrá el ingrediente solicitado.

7.       Si prepara un alimento destinado a personas alérgicas deberá asegurarse de que todas las superficies de trabajo y todos los equipos y útiles a utilizar estén en perfectas condiciones de limpieza e higiene. Deberá lavar sus manos concienzudamente antes de prepararlo y deberá controlar los posibles riesgos que pueden aparecer, en todo momento.

¿Tiene un establecimiento alimentario y quiere asegurarse del cumplimiento de los requisitos definidos en el Reglamento (UE) 1169/2011? A que espera, contacte con Integra le asesoraremos para garantizar que cumple con los requisitos legales de aplicación.

Imagen|Jackietrains

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *